Google+
Valor Soja »Actualidad

El déficit cambiario del sector turístico alcanzó un nuevo récord al superar los 3000 M/u$s en el primer trimestre del año

El atraso cambiario además desincentiva el turismo receptivo.
El déficit cambiario del sector turístico alcanzó un nuevo récord al superar los 3000 M/u$s en el primer trimestre del año

La progresiva apreciación del tipo de cambio sigue operando como un subsidio turístico indirecto que impulsa a los argentinos con mayor poder adquisitivo a viajar al exterior.

En el primer trimestre de este año se registraron salidas de divisas por 3228 y 374 M/u$s en concepto de los rubros “turismo y viajes” y “servicios de transporte de pasajeros” respectivamente, mientras que el ingreso de divisas por esos mismos conceptos fue de apenas 529 y 7,0 M/u$s, según los últimos datos del Mercado Único y Libre de Cambios publicados por el Banco Central (BCRA).

Es decir: en enero-marzo la balanza cambiaria del sector turístico registró un déficit de 3066 M/u$s, una cifra 38% superior al déficit del mismo período de 2016 (2211 M/u$s). El año 2016 había cerrado con déficit turístico cambiario acumulado récord de 8539 M/u$s. Y al ritmo actual en 2017 seguramente se superará esa cifra.

Datos del Indec confirman la sangría de divisas promovida en el sector turístico por el dólar barato: en enero-febrero pasado las salidas de turistas argentinos por el Aeropuerto de Ezeiza y el Aeroparque Jorge Newbery fue de 679.500, una cifra 11,9% superior a la registrada en el mismo período de 2016. Los ingresos por ambas vías de turistas extranjeros, en cambio, fueron de 406.600 (+0,07%).

El TCRM, medido por el BCRA, se encuentra actualmente en un nivel de 84,2. Se trata de una cifra inferior a la vigente un año atrás (96,9), pero similar a la de la misma fecha de dos años atrás (85,0). Tres y cuatro años atrás era de 111,9 y 102,8 respectivamente.

La política macroeconómica instrumentada por el equipo macrista no logró –o no quiso– resolver la apreciación del tipo de cambio real que venía de arrastre del último tramo del (des) gobierno kirchnerista. El resultado: los argentinos con mayores ingresos siguen aprovechando el dólar barato para viajar a otras naciones del mundo al tiempo que para los turistas extranjeros seguimos siendo un destino caro (a pesar de los extraordinarios activos turísticos culturales y naturales presentes en territorio argentino).

El turismo receptivo es un factor clave para desarrollar la cadena de valor de la agroindustria argentina, porque los visitantes extranjeros, además de aportar divisas, luego se convierten en embajadores de productos argentinos (como las empanadas de carne, el vino Malbec o el dulce de leche). Pero es casi imposible desarrollar esa actividad con un tipo de cambio real sobreapreciado.

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Entre Ríos: la justicia mantendrá la zona de exclusión de 1000 metros porque “no está acreditado que los productos que se utilizan para fumigar no producen daños a la salud”Veranito coyuntural de precios: EE.UU. es el único supermercado de soja abierto en el mundoCorralito contra la evasión cárnica: suspendieron a operadores que no pudieron justificar retenciones indebidas de IVALa Pampa: un sub-30 licenciado en Ciencia Política será el candidato de Cambiemos luego de ganarle al peronismoComenzó la temporada alta de descuentos en el mercado de soja disponible: la dosificación de ventas garantiza recortes limitadosLas principales instituciones agroindustriales argentinas respaldaron los diez puntos del “compromiso sobre políticas públicas”Molino Cañuelas emprendió una reorganización que la dejó con patrimonio neto negativo: sale al mercado a buscar fondos para recomponer capitalConcentración potenciada: sigue profundizándose el abismo económico entre tambos grandes y chicosEl tamaño importa: se acentúa la brecha entre tambos grandes y chicos para acelerar el proceso de concentración en el sectorArcor y Pampa Global Trade podrán importar tecnología libre de aranceles por 1,33 millones de dólaresBolsas de trabajo de Uatre: el jornal mínimo en Santa Fe es 12% superior al vigente en Buenos AiresProgresismo inverso: pequeños productores de caña de azúcar subsidian con “cupo interno” a grandes ingenios y cadenas de supermercadosMás de 1000 millones de dólares permanecen cautivos en el campo argentino por el “corralito triguero” instrumentado por el gobierno nacional“Habría que enviar a muchos legisladores a un frigorífico que esté por cerrar para ver qué piensan”Discriminación: mientras Macri anunciaba la eliminación del derecho de exportación a la minería Aranguren incrementaba las retenciones al biodieselLlamado de emergencia: en cosecha los precios locales de la soja podrían comenzar a reflejar la situación calamitosa de la industria del biodieselEn lo que va de 2013 las exportaciones argentinas de lotus ya superaron en más de un 50% a los envíos realizados en todo el año pasadoLas empresas deberán seguir profundizando el ajuste si el Estado no reduce el gasto público: olvídense de las inversionesMelconian: “Al peronismo o la izquierda lo dejan hacer ese ajuste. En cambio, al niño rico no se lo permiten”Final para un monopolio de facto: bajarán los costos en dos de las principales terminales portuarias argentinasEste año estarán listos los resultados de un ensayo clave sobre el uso agronómico de residuos en tambosGuerra informativa: los chinos le pincharon a los farmers estadounidenses un rumor alcista que impulsó los precios de la sojaCristina lo hizo: se derrumbó la cantidad de inscriptos en agronomía por la pauperización del negocio agrícolaEl gobierno pretende recaudar 360 millones de dólares con retenciones anticipadas de trigo 2012/13Presentan un proyecto para crear un “Programa Nacional para la Difusión y el Fomento de las Buenas Prácticas Agrícolas”Para la dirigencia argentina la exclusión de las negociaciones Mercosur-Unión Europea no es un tema relevante: el costo de la desconfianza en el propio potencialLos operadores especulativos dejaron de apostar contra la soja: pero siguen pesimistas con el maízEl factor cambiario: nuevo componente clave para evaluar un negocio de arrendamiento agrícola