Google+
Valor Soja »Actualidad, Agricultura

Estamos todos en el mismo barco: por el desmantelamiento de la matriz agropecuaria argentina la industria ensambladora automotriz se quedó sin dólares para seguir operando

Declaraciones de la presidenta de Adefa.
Estamos todos en el mismo barco: por el desmantelamiento de la matriz agropecuaria argentina la industria ensambladora automotriz se quedó sin dólares para seguir operando

El sector automotriz –entre muchos otros– existe gracias a las divisas aportadas por el campo. Pero los representantes de las terminales ensambladoras de vehículos parece que aún siguen sin enterarse de esa realidad.

“Ya no hay reservas”, dijo Isabela Costantini, presidenta de General Motors Argentina y de Adefa, en un artículo publicado hoy en Clarín. “Entendemos el esfuerzo que viene haciendo el gobierno de querer darnos más, pero no nos puede dar más de lo que no hay”, añadió.

Costantini pasó la mayor parte del año reclamando al gobierno más dólares para poder seguir operando (lo mismo hicieron todos los demás dirigentes de los sectores consumidores de divisas). En julio pasado la ministra de Industria Débora Giorgi les prometió una suma de 283,9 millones de dólares mensuales (un 22% más de lo que venían recibiendo hasta entonces). Pero pocos meses después el BCRA terminó vaciado de dólares.

Es increíble que los dirigentes locales de la industria ensambladora automotriz no hayan todavía podido establecer ningún nexo entre el desmantelamiento de la matriz agroindustrial argentina y la crisis que atraviesa el sector que representan. Dos años atrás incluso llegaron a intentar boicotear el programa argentino de biocombustibles.

“Los cinturones de seguridad son un commodity donde la faja es la misma para todos los modelos. Sin embargo, no hay un proveedor local de cinturones de seguridad, cuando hay mínimo cuatro a cinco cinturones por auto”, reconoce Constantiti con sinceridad brutal.

La realidad es que, si escasean dólares, se podrían importar muchos más vehículos (y más modernos) con un régimen de libre comercio. La versión básica del Chevrolet Tracker 2015, que en Chile se puede adquirir a 18.800 dólares, en la Argentina cuesta 29.100 dólares (¡casi 55% más!). Mantener el verso del “valor agregado” nos sale carísimo a todos.

La única razón para mantener una industria tan poco competitiva son los empleos generados por el sector. Pero el hecho es que, si el subsidio millonario que empresas y consumidores argentinos transfieren todos los años a ese sector se destinara a producir bienes en los cuales somos realmente competitivos (fundamentalmente alimentos), esos empleos podrían ser dos o tres veces más que los actualmente generados por la industria automotriz. Y podrían ser muchos más si el desmantelamiento de las restricciones arancelarias para importar camionetas se aprovecharan para negociar –en el marco de un TLC– la exportación de alimentos sin aranceles a mercados complementarios (fundamentalmente asiáticos).

Ezequiel Tambornini

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Trabajadores del Senasa fueron convocados de urgencia por el Ministerio de Trabajo: desactivarán el paro si llegan a un acuerdoBrasil: el conflicto de las regalías enfrentó a Monsanto con el mayor productor de soja del mundoEsperanza: a comienzos de la semana que viene se presentan perspectivas de lluvias en zonas del centro del país necesitadas de aguaExportación de leche maternizada: un negocio de casi 90 millones de dólares controlado por dos empresasNisman denunció al gobierno argentino por encubrir a Irán: el arroz fue la moneda elegida para cambiar alimentos por petróleoConcentración supermercadista: el precio en góndola de los quesos blandos es hasta 175% superior al de salida de fábricaSegunda señal del incendio: industriales farináceos brasileños evalúan importar harina de trigo de TurquíaParitarias rurales: el ajuste anual por inflación para los productores de yerba se determinó en 33%El megaendeudamiento argentino con China no tiene como contrapartida la posibilidad de exportar más alimentos a la nación asiáticaLas amenazas de Maggi lograron espantar a la demanda brasileña: sigue planchado el precio de exportación de la leche en polvo argentinaDivisas que faltan: se cayeron las exportaciones argentinas de carne bovina por las restricciones de Comercio InteriorEl gobierno ajustó por inflación la categorización de Pyme agropecuaria: el nuevo límite es de hasta 160 M/$ de facturación anualCompetencia: la industria aceitera sigue pagando “premios” en el mercado de soja disponibleEl gobierno liberó exportaciones adicionales de harina de trigo por más 85.000 toneladas: pero cepo triguero mantiene precios planchados para productoresRetoman la medida de fuerza los transportistas autoconvocados del norte del país: pero la protesta no rige en el sur bonaerenseRanking de exportadores argentinos de garbanzo: diez empresas concentran casi el 60% de las operacionesBuryaile logró dar de baja una retención privada de 4 u$s/tonelada que había implementado el kirchnerismo para expoliar a las economías regionalesChina bloqueó el ingreso de aceite de soja argentino como represalia por la paralización de las obras destinadas a construir dos represas en Santa CruzEn las elecciones de este domingo se juega el destino de la Argentina: también la suerte de la campaña maiceraLos precios de exportación de la leche en polvo argentina siguen en el subsuelo: se busca una urgente diversificación de mercadosArgentina no pudo aprovechar la recuperación de los precios internacionales del aceite de oliva por falta de ofertaBloqueo a los desmontes en Salta: una nueva lección de la verdadera grieta existente en la ArgentinaLa soja perdió el primer puesto del ranking: la principal fuente generadora de divisas en Uruguay volvió a ser la carne bovinaEl futuro llegó: en octubre China fue el segundo destino de exportación de carne bovina argentinaUn informe de Ocla asegura que el tambo argentino promedio comenzó a ser rentable luego de registrar pérdidas durante diez mesesProductores de porcinos denunciaron que supermercado Disco vende carne de cerdo importada descongelada como “fresca”Cambio de tendencia: fondos especulativos comenzaron a liquidar apuestas bajistas ante el avance de la sequía argentinaCreció 1,4% el stock bovino argentino: al ritmo actual se necesitarán al menos cuatro años más para recuperar lo perdido durante el genocidio ganadero kirchnerista