Google+
Valor Soja »Actualidad

Cristina lo hizo: colapsó la venta interna de sembradoras para registrar el nivel más bajo de la última década

Las Pymes del sector se encuentran en una situación compleja.
Cristina lo hizo: colapsó la venta interna de sembradoras para registrar el nivel más bajo de la última década

En el año 2014 se vendieron en el mercado argentino 1472 sembradoras, una cifra 36% inferior a la del mismo período de 2009 (cuando una sequía brutal generó quebrantos generalizados en el sector agrícola) y la más baja de la última década.

La venta de sembradoras es uno de los mejores indicadores para evaluar la evolución de la capacidad de pago de las empresas agrícolas porque se trata de un bien que, por sus características, no es útil como reserva de valor (y por ende no es viable como “cobertura cambiaria”).

En 2012 y 2013, según datos del Indec, las ventas de sembradoras fueron malas (con niveles similares a los registrados durante 2009). Pero el año pasado fueron desastrosas (ver gráfico). Para colmo las exportaciones también se derrumbaron.

La progresiva pérdida de la capacidad de compra de los empresarios agrícolas argentinos se debe a la combinación de precios internacionales decrecientes de los granos con elevados impuestos y distorsiones comerciales en el ámbito local.

La participación del Estado nacional y provincial en la renta agrícola en el presente mes de marzo es del 88,6% versus 75,0% en el mismo mes de 2014, según el Índice Fada. Es decir: de cada 100 pesos que genera una hectárea promedio en Argentina –ponderando la participación de los cultivos de soja, maíz, trigo y girasol– 88,60 pesos se los lleva el Estado o los reasigna con sus políticas.

En 2014 además cayeron un 30% y 55% las ventas internas de cosechadoras naciones e importadas respectivamente, mientras que la comercialización de tractores importadores descendió un 65%.

Las únicas ventas lograron zafar –con un crecimiento interanual del 9%– fueron las de tractores “nacionales” (en su mayor parte integrados por piezas importadas ensambladas en territorio argentino) gracias a los créditos de entidades oficiales que permitieron acceder a un bien cuasi-dolarizado pagando tasas de interés reales negativas (como, por ejemplo, un crédito del Banco Nación que ofrecía financiar hasta el 100% del equipo con una tasa nominal anual del 17,5% en un plazo de tres años).

Las empresas productoras de petróleo crudo, que también experimentan dificultades por el importante descenso del precio internacional del commodity energético, recibieron un trato diferencial por parte del gobierno nacional con quita de impuestos e incluso subsidios.

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Siguen creciendo las demandas judiciales por enfermedades laborales contra empresas agropecuarias“Los resultados de los manejos actuales de fertilización que suelen hacer los productores de soja difícilmente difieren del hecho de no hacer ninguna fertilización”La soja disponible tiene “premio” ante la necesidad de originar mercaderíaKicillof aceptó ampliar el cupo de exportación de trigo a 3,50 millones de toneladas: la mitad del saldo sigue dentro del “corralito cerealero”Malezas resistentes: “Argentina debe aprender de los errores cometidos por los productores y las compañías de agroquímicos de EE.UU”.Economías regionales en el horno: “Estamos peor que antes a pesar de tener un dólar más interesante para la exportación”Argentina autorizó la liberación condicionada de la soja tolerante a 2,4-D: sólo podrá venderse cuando sea aprobada en ChinaYa no basta con tener una buena cosecha: farmers estadounidenses buscarán mejorar las características de la harina de soja para diferenciarse de sus pares sudamericanosEl gobierno nacional se sigue financiando con dinero de los productores: “El último IVA que devolvieron corresponde al mes de julio”Alerta comercial: la lechería argentina se encamina hacia un nuevo escenario de sobreoferta que podría deprimir los preciosEl stock de vientres cayó al nivel más bajo desde 2016: se confirma dato clave del cambio de ciclo ganaderoTrabajadores del Senasa afiliados a ATE lanzan paro nacional hasta el viernes para rechazar “vaciamiento y privatización de funciones”Esta semana regresan las lluvias: por el momento sigue sin presentarse riesgo de heladasAaprotrigo propuso establecer un sistema de tipificación del cereal que contemple tres grupos de variedadesEl más grande del barrio: en apenas cuatro años Brasil desplazó a la Argentina y Paraguay para quedarse con el mercado chileno de carneExportadores agroindustriales solicitan la pronta cancelación de una deuda de 2600 M/$ en concepto de devoluciones atrasadas de IVALos salmones lideran las exportaciones chilenas no-mineras: imposible hacer seguimiento de ventas externas argentinas por apagón estadísticoLos administradores de fondos agrícolas siguen construyendo apuestas alcistas en sojaAgroindustria dispuso que los forwards sólo podrán liquidarse con el tipo de cambio comprador Banco Nación del día anterior a la fecha del pago¿Cómo quedó conformada la estructura organizacional del nuevo Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca?Ranking de exportadores argentinos de yerba mate: un negocio en el cual conviven grandes corporaciones con pequeñas cooperativasComienza a operar el contrato futuro de leche cruda: cuáles son las fuentes de información clave para analizar el mercadoTrump y Xi Jinping abrieron una instancia de negociación de tres meses: no queda claro aún si China volverá a permitir el ingreso de soja estadounidenseMás allá del Margen Bruto: desarrollan el primer “tablero de riesgo agrícola” para estimar probabilidad y magnitud de resultados económicos por cultivoUna “tarjeta de crédito” operando a pleno: la liquidación de agrodivisas ya superó el volumen generado el año pasadoMañana regresan las lluvias: se prevén tormentas intensas sobre el LitoralApareció la competencia en el mercado de maíz ante la posibilidad de exportar: los consumos deberán esperar a que se acaben los ROE para salir a cazar en el zoológicoTransparencia: cuáles son los bolsones de oscurantismo estadístico que persisten en la administración pública nacional