Google+
Valor Soja »Actualidad, Agricultura

Avanza la integración comercial en el mundo civilizado: la mayor parte de los argentinos sigue sin enterarse

Avanza el TLC entre Canadá y la Unión Europea.
Avanza la integración comercial en el mundo civilizado: la mayor parte de los argentinos sigue sin enterarse

Argentina es un país para pocos. La mayor parte de sus habitantes viven aislados del mundo civilizado. La clase dirigente sólo está capacitada para cuidar los intereses de su propio clan. Los principales debates públicos tratan de cuestiones del pasado. Las energías se focalizan en cómo distribuir pobreza en lugar de crear riqueza.

En un entorno tan decadente, es esperable que los principales eventos que están ocurriendo en el mundo pasen completamente desapercibidos, tales como el avance de las negociaciones para crear un Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Canadá y la Unión Europea (¡dos grandes productores de alimentos!) o los esfuerzos titánicos que está realizando el gobierno uruguayo para gestionar un TLC con la UE y China.

Muchos de los argentinos que hablan maravillas de Australia no saben que a comienzos de los años ’80 –acá nomás– esa nación tenía una matriz económica similar a la presente actualmente en la Argentina. Había inflación, desempleo y desánimo. Tenían la autoestima por el piso: incluso el entonces presidente de Singapur los había calificado como “pobre basura blanca”.

Pero en marzo de 1983 fue elegido en Australia un nuevo gobierno de centroizquierda encabezado por un sindicalista, Bob Hawke, quien eliminó gradualmente todas las protecciones que impedían la libre importación de muchos bienes (como vehículos, vestimenta y calzado) para focalizarse en incrementar las exportaciones en las áreas en las cuales los australianos son competitivos (como minerales, petróleo, trigo, carnes o vinos). El resultado: más de treinta años de desarrollo económico. Los australianos son lo que son porque cambiaron.

Toda creación se origina a partir de la devastación de un orden precedente. La tarea de Hawke no fue sencilla: debió enfrentar a diferentes lobbies proteccionistas que buscaron siempre la manera de desgastarlo para intentar conservar sus privilegios (menos mal que no pudieron lograr su cometido: hoy serían un país tan mediocre como la Argentina).

La mayor parte de la embrutecida población argentina cree que es posible hacer algo nuevo sin dejar atrás lo viejo. Es como si un maratonista obeso se presentase a competir convencido de que tiene posibilidades de salir en los primeros puestos. Aunque nos creamos los grandes campeones, en muchas regiones –algunas vecinas– nos ven como seres patéticos.

Buena parte de la gloria argentina –que nosotros increíblemente aún usufructuamos– se construyó aprovechado las oportunidades presentes más de un siglo atrás para alimentar a cientos de millones de personas en el mundo. Actualmente ese ciclo vuelve a repetirse: pero ahora son miles de millones los consumidores potenciales de alimentos.

Somos nosotros –solamente nosotros– los que debemos decidir si queremos seguir siendo una factoría sojera dedicada a cuidar la renta extraordinaria de lobbies proteccionistas o si nos animamos a construir una agroindustria generadora de empleo agregado que termine siendo (en serio, no términos discursivos) el supermercado del mundo.

Ezequiel Tambornini

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Uruguay: comienzan a reforzar controles para evitar que los frigoríficos apliquen descuentos indebidos a los productoresDerrumbe de las exportaciones argentinas de miel por la doble imposición de retenciones directas y cambiariasYa es oficial: está vigente el programa de reducción progresiva de retenciones a la soja que comenzará en enero de 2018Un manual publicado por el grupo Clarín asegura que la soja “tiene consecuencias letales para el ecosistema agrícola”Contratos de arrendamientos ganaderos con cláusula de amortizaciones: una herramienta para poner en producción campos abandonados por la agriculturaSe paralizó la comercialización de granos y hacienda por la medida de fuerza organizada por la CGT de MoyanoEl sábado regresa la probabilidad de heladas sobre la región pampeana: pero no serán tan intensasRanking de exportadores de dulce de leche: seis empresas concentran casi el 60% del volumen Efecto Trump: operadores especulativos comenzaron a realizar apuestas bajistas contra el maíz ante la devaluación del peso mexicanoArgentina salva el año cambiario gracias el préstamo chino disfrazado de swap: pero a un costo carísimoEn lo que queda de la semana el mal tiempo se localizará en el norte del país: no habrá sobresaltos en la región pampeanaEl piso no se perfora: la demanda real sigue sosteniendo los precios de los granos gruesos a pesar del pesimismo de los especuladores“No podemos horrorizarnos por la corrupción de la FIFA mientras nadie haga nada por desnudar un manejo similar en cuestiones de política agropecuaria”Teléfono para Scioli: por el cepo exportador la provincia de Buenos Aires está abarrotada de un trigo que no tiene compradores en el mercado localDeuda ambiental: el gobierno nacional violará la Ley de Bosques por quinto año consecutivoLos operadores especulativos interrumpieron el proceso de liquidación de contratos de maíz: vuelven a escena los subsidios agrícolas estadounidensesMonsanto anunció que reduce la retención privada en soja Intacta al 4% para que los productores puedan “pagar la tecnología de manera simple y amigable”Exportar genética en su propio envase: Uruguay logró convertirse en el primer vendedor de hacienda en pie con destino a ChinaEl Senado seguirá en manos del kirchnerismo: el nuevo gobierno puede llegar a tener un plazo de apenas dos semanas para eliminar retenciones agropecuariasEl gobierno corta aporte de divisas para importaciones: pero exceptúa de la medida a uno de los sectores con mayor déficit cambiarioNuevo criterio para comercializar aceite de girasol: ahora podrá conocerse con mayor precisión cuáles son los más beneficiosos para la saludAlerta por inundaciones: esta semana se prevén tormentas intensas en la región pampeanaEl USDA prevé que el área agrícola argentina “podría caer entre 5% y 10% en 2015/16” si no se implementa un cambio de políticas oficialesOtra víctima de los inconvenientes climáticos: la mayor parte de la cosecha argentina de garbanzo tiene una calidad regularEl campo ya no puede aportar las divisas necesarias para cubrir el déficit energético: se derrumban exportaciones de productos intervenidosSiguen flojas las exportaciones de sembradoras argentinas: tres empresas concentran casi el 70% de las operacionesSe acabó oficialmente el subsidio maicero para tambos: quedó al descubierto el pobrísimo poder de compra de la lecheBuen momento para reponer nutrientes: se derrumbaron los precios internacionales de los fertilizantes fosfatados